Definición de responsabilidad social

¿Qué es la responsabilidad social?

La responsabilidad social significa que las empresas, además de maximizar el valor para los accionistas, deben actuar de manera que beneficien a la sociedad. La responsabilidad social es cada vez más importante para los inversores y consumidores que buscan inversiones que no solo generen ganancias, sino que también contribuyan al bienestar de la sociedad y el medio ambiente. Sin embargo, los críticos argumentan que la naturaleza central de los negocios no ve a la sociedad como una parte interesada.

Conclusiones clave

  • La responsabilidad social significa que las empresas, además de maximizar el valor para los accionistas, deben actuar de manera que beneficien a la sociedad.
  • Las empresas socialmente responsables deben adoptar políticas que promuevan el bienestar de la sociedad y el medio ambiente, reduciendo el impacto negativo sobre los mismos.
  • Las empresas pueden actuar de manera responsable de muchas maneras, como promover el voluntariado, realizar cambios que beneficien al medio ambiente y participar en organizaciones benéficas.
  • Los consumidores son más activos en la búsqueda de bienes y servicios de empresas socialmente responsables, lo que afecta su rentabilidad.
  • Los críticos dicen que la responsabilidad social es lo contrario de por qué existen los negocios.

¿Qué es la responsabilidad social empresarial?

Comprender la responsabilidad social

La responsabilidad social significa que las personas y las empresas tienen el deber de actuar en interés de su entorno y de la sociedad en su conjunto. La responsabilidad social en lo que respecta a los negocios se conoce como responsabilidad social corporativa (RSC) y se está convirtiendo en un área de enfoque cada vez más prominente en los negocios debido a las cambiantes normas sociales.

La esencia de esta teoría es adoptar una política que promueva un equilibrio ético entre las responsabilidades duales: la búsqueda de la rentabilidad y el beneficio de la sociedad en su conjunto. Esta política puede ser una comisión (caridad: donaciones de dinero, tiempo o recursos) o inacción (como iniciativas “ambientales” como la reducción de gases de efecto invernadero o el cumplimiento de las normas de la EPA para limitar la contaminación).

Muchas empresas, por ejemplo, con políticos “verdes”, han hecho de la responsabilidad social una parte integral de sus modelos de negocio, y lo han hecho sin comprometer la rentabilidad. En 2019 Forbes nombradas las 100 mejores empresas socialmente responsables del mundo. Encabeza la lista de Lego Group, seguida de Natura (NTCO), seguida de los gigantes tecnológicos, Microsoft (MSFT) y Google (GOOGL). Al final de la lista en 100 está Starbucks (SBUX).

Además, cada vez más inversores y consumidores están considerando el compromiso de la empresa con prácticas socialmente responsables antes de realizar inversiones o comprar. Así, la adopción de la responsabilidad social puede beneficiar la directriz principal: maximizar el valor para el accionista.

También hay un imperativo moral. Las acciones o su ausencia afectarán a las generaciones futuras. En pocas palabras, la responsabilidad social es solo una buena práctica comercial y no hacerlo puede tener un efecto perjudicial en el balance.

En general, la responsabilidad social es más efectiva cuando la empresa la asume voluntariamente, a diferencia de lo que el gobierno le exige a través de la regulación. La responsabilidad social puede impulsar la moral de una empresa, y esto es especialmente cierto cuando una empresa puede involucrar a los empleados en sus objetivos sociales.

La responsabilidad social en la práctica

La Organización Internacional para la Estandarización (ISO) enfatiza que la capacidad de las empresas para mantener un equilibrio entre el desempeño económico y la preservación de los problemas sociales y ambientales es un factor crítico en las operaciones efectivas y eficientes.

La responsabilidad social adquiere diferentes significados en las industrias y empresas. Por ejemplo, Starbucks Corp. y Ben & Jerry’s Homemade Holdings Inc. responsabilidad social integrada en la base de sus actividades.

Ambas empresas adquieren ingredientes certificados de Comercio Justo para producir sus productos y apoyan activamente la agricultura sostenible en las regiones donde reciben los ingredientes. Big Box Retailer Target Corp., también conocida por sus programas de responsabilidad social, ha donado dinero a las comunidades en las que operan las tiendas, incluidas becas educativas.

Las principales formas de responsabilidad social corporativa incluyen la caridad, el fomento del voluntariado y el cambio del medio ambiente. Las empresas que gestionan su impacto ambiental pueden reducir su huella de carbono y limitar los residuos. También existe la responsabilidad social por las prácticas éticas de los empleados, lo que puede significar ofrecer un salario justo que surge cuando existen leyes de protección de los empleados limitadas.

Crítica de la responsabilidad social

No todo el mundo cree que las empresas deben tener una conciencia social. El economista Milton Friedman dijo que “las responsabilidades sociales de las empresas se caracterizan por su temeridad analítica y falta de rigor”. Friedman creía que solo una persona podía tener un sentido de responsabilidad social. Las empresas por su naturaleza no pueden. Algunos expertos creen que la responsabilidad social desafía el significado mismo de los negocios: la ganancia es primordial.

Deja un comentario